PAISANAJE SERRANO

250px-rio_segura_a_su_paso_por_archenaEn la primavera de 1992 tuve conocimiento por primera vez de la existencia de uno de los valles más enigmáticos de La Sierra de Segura: el valle interior de LA HUETA, en el corazón de la SIERRA DE SEGURA profunda. Un gran lugar para hacer turismo rural por Jaen, cerca de estas casas rurales, las mejores de la Sierra de Segura, SeguraNatura. Accedimos por una estrecha pista forestal que empieza en Orcera, enfrente mismo de la actual Plaza de Toros, aunque en ese solar existió un Convento ya desaparecido. En el paraje conocido como el “Convento” existió un Monasterio Franciscano en el que se reunieron en 1580 los procuradores de las villas del común para elaborar las “Ordenanzas del Común de la villa de Segura y su tierra”, con el fin de guardar, conservar y administrar los montes de Segura. Estas ordenanzas fueron confirmadas el 5 de julio de 1581 por Felipe II, estando en vigor hasta 1744, en que se creó la Provincia Marítima de Segura de la Sierra, cuya sede y ministro residían en Orcera, que en esa época seguía siendo arrabal de Segura de la Sierra. En este Monasterio de Nuestra Señora de la Peña estuvo enterrada durante unos años desde su muerte en 1444 hasta su traslado al Monasterio de Uclés, Doña Mencía de Figueroa Lasso de la Vega, que nacio en Beas de Segura.Fue la madre del insigne poeta serrano JORGE MANRIQUE.seguranatura liebre

La pista forestal va subiendo cotas de nivel y nos vamos adentrando en la solemne majestuosidad de la Sierra de Segura. A la derecha aparece imponente el castillo de Segura de la Sierra, y a medida que dejamos Orcera, parece que retrocedemos en el tiempo y que la mano del hombre no ha hollado jamás estos parajes salvajes y puros. seguranatura cervatillosAlguna ardilla se nos cruza en el camino, no es raro ver algún ciervo y alguna cabra montés en el recorrido. En el Km. 6 hay un desvío de 1,5 km hacia La Hueta, y tras subir un pequeño repecho aparece a nuestros ojos el valle de LA HUETA, flanqueado por LA PIEDRA DEL AGUJERO, el cerro BUCENTAINA y los calares de NAVALPERAL.

En nuestro primer viaje a este mágico valle nos acompaña “ Dolores la gitana”, esposa de Juan Solanich y madre de Carlos. Buena gente. Dolores nos trajo a este valle. Conocimos a esta mujer singular en nuestra Consulta de Análisis Clínicos a la que acudió con su madre a La Puerta de Segura. Conocerla fue un privilegio y nos invitó a su casa en LA HUETA.

seguranaturataobanyoUna vez que llegamos a las casas de la aldea nos sorprende el rumor del AGUA. Pilar,lavadero, y acequia. Agua cantarina, rumorosa, limpia. Agua “recién nacida” en las quebradas de las “Cascadas de la Hueta”. Verdor de huertas primorosamente cultivadas; un anfiteatro de rocosas calizas y monte silvestre de pinos, encinas, robles, quejigos, fresnos, avellanos y madroños . seguranaturaentorno6Nos da paz asistir a este encuentro. Ese día quedamos atrapados por este valle. Entonces, vivían personas entrañables que ya no están. Tomas “el ajorraor ” y su dulce esposa, Benita ; la señora Angela, anciana venerable; Pauli, de Almoraima. Mujeres valientes y trabajadoras, que dejan su vida forjando una familia y un destino. Hombres sufridos que ejercen oficios ya desaparecidos como el de “Ajorraor”, o el de “hachero” . seguranaturaermitaConocimos a Tomás ya viejo y achacoso, pero con una dignidad intachable. Ni los años ni su artrosis doblaron su talle. Alto, grande, erguido, con el orgullo de los hombres que se sienten dueños de su destino e integrados en su sierra y en su tiempo, que es el tiempo de todos los hombres que han hecho habitable esta sierra y de la que han sacado los recursos naturales que crecen despacio en los valles y en las lomas.

Hay que venir aquí, a este valle.          seguranaturatao

Comparte:
FacebookTwitterWhatsAppShare